La División Regional activa de la Cuidad de Kansas de la ATF

La División Regional activa de la Ciudad de KansasEl área de ejecución y responsabilidad de la División Regional de la Ciudad de Kansas de la Agencia de Control de Bebidas Alcohólicas, Tabaco, Armas de Fuego y Explosivos (ATF, por sus siglas en inglés) incluye los estados de Missouri, Kansas, Iowa y Nebraska. Con poco más de 100 agentes especiales del ATF y 40 investigadores de operaciones de la industria (IOI, por sus siglas en inglés) cubriendo más de 285,675 millas cuadradas, la División enfrenta muchos retos diarios, incluyendo la vigilancia de ejecución de las regulaciones en un área con la mayor cantidad de comerciantes de armas.

La ATF ejecuta la ley en una amplia variedad de jurisdicciones. Los agentes especiales de la ATF en la División Regional de Kansas City han experimentado uno de los meses más activos en la historia reciente. Dos tiroteos masivos (uno resultó en una persecución), un incendio residencial trágico, el incendio de una iglesia y el desmantelamiento interagencial a gran escala de tráfico de cigarrillos.

7 de febrero: La Oficina del Jefe de Bomberos del Estado de Missouri se puso en comunicó con la División Regional de la Ciudad de Kansas de la ATF para que le asistan en la investigación del origen y la causa de un incendio en la madrugada que destruyó e hizo colapsar de manera parcial un edificio de artamentos en Raytown, Missouri (un suburbio de la Ciudad de Kansas, Missouri). Un niño de 4 años de edad murió en el incendio mientras que su abuela falleció dos días después debido a las lesiones sufridas. El hermano del niño, de 18 meses de edad, resultó lesionado pero sobrevivió. El Equipo de Respuesta Nacional (NRT, por sus siglas en inglés) de la ATF fue activado e investigaron la escena por más de una semana y determinaron que el fuego comenzó en un contenedor de basura ubicado en el lavadero de un nivel inferior del edificio. No se determinó la causa exacta del incendio.

26 de febrero: La ATF respondió a un tiroteo masivo en Hesston, Kansas. Cedric Ford disparó contra 17 personas (tres de manera fatal) antes que los oficiales del orden le dispararan y lo mataran. De este incidente hubo cuatro escenas del crimen diferentes. Hesston, un pueblo de solo 3000 habitantes, fue devastado. La ATF realizó un rastreo urgente de las dos armas de fuego recuperadas de Ford, las cuales fueron vendidas en una casa de empeño local. Luego los agentes arrestaron a Sarah Hopkins dentro de las 24 horas posteriores al tiroteo por proporcionarle deliberadamente a Ford (un delincuente convicto) las armas homicidas.

2 de marzo: La ATF respondió a un incendio en First Methodist Church ubicada en el corazón del centro urbano de Sedalia, Missouri. La iglesia (construida en 1888), una parte integral de la comunidad, se destruyó por completo. El ATF, como departamento con jurisdicción principal en investigaciones de incendio de iglesias, envió a investigadores certificados de incendios (CFI, por sus siglas en inglés) al área, pero no pudieron determinar la causa del daño debido al riesgo de colapso e inestabilidad de la escena del incendio.

3 de marzo: Los agentes especiales de la ATF de St. Louis llevaron a cabo una investigación que resultó en la acusación federal y el arresto de 14 personas por cargos de tráfico de cigarrillos de contrabando.

Agencias de seguridad federales, estatales y locales de Missouri, Nueva York, Georgia, Indiana e Illinois colaboraron en este caso.

8 de marzo: La ATF respondió a otro tiroteo masivo, esta vez en Kansas City, Kansas. Pablo Antonia Serrano-Vitorino disparó y mató a cuatro vecinos en altas horas de la noche. Serrano asesinó a su quinta víctima cuando intentaba robar un camión de una granja cercana. Resultó en una persecución. Los agentes especiales de la ATF, un Equipo de Respuesta Especial (SRT, por sus siglas en inglés) de la ATF y equipos con caninos ayudaron a rastrear al fugitivo. Más tarde Serrano fue capturado y en posesión de un rifle semiautomático.

La División Regional de Kansas City de la ATF trabajó en conjunto con los departamentos estatales y locales durante estos eventos trágicos y fortaleció sus relaciones. Esto fue esencial y contribuyó al éxito en la resolución de estos crímenes violentos.

Esta página fue revisada: Enero 29, 2019